Todos los mayores de 21 años que tengan un defecto refractivo pueden someterse a una cirugía láser para corregir o mejorar su vista de forma segura.
Los defectos de refracción son la miopía (visión borrosa de lejos), hipermetropía (visión borrosa a cualquier distancia pero sobretodo de cerca) y el astigmatismo (visión borrosa a todas las distancias). Todos ellos se pueden corregir a través de una intervención quirúrgica. Con ella se consigue modificar la curvatura de la córnea y ajustar la capacidad del ojo para ver nítidamente.

Procedimientos con láser para corregir los defectos refractivos

En los procedimientos quirúrgicos con láser se emplean técnicas asentadas. Las más conocidas son el LASIK o la PRK y técnicas algo más novedosas como el SMILE, que permiten corregir la curvatura corneal. El láser realiza una ablación de tal forma que “pule” la córnea pudiendo quitar tejido en el centro o la periferia de la córnea. No es necesaria ninguna sutura y la intervención dura unos minutos. Tras ella, el paciente se puede marchar a casa.
Cirugía refractiva láser en Barcelona

¿Para quién es apropiada la cirugía refractiva?

Es una opción recomendada para todas las personas mayores de 21 años que tienen algún defecto refractivo estable en el tiempo y desean prescindir de las gafas y las lentillas. En cualquier caso, debe ser el oftalmólogo quien estudie cada caso en particular y determine si la cirugía láser es una alternativa indicada para el paciente. Para valorarlo adecuadamente conviene realizarse un examen completo en el  cual se medirá la agudeza visual, la refracción para conocer las dioptrías que tiene el paciente, una topografía para saber el estado de la córnea tanto a nivel de curvaturas como de espesor y por supuesto una valoración de la anatomía de todo el ojo.

Vídeo explicativo sobre la cirugía refractiva láser con Lasik por el Dr. Gonzalo García de Oteyza

 

¿Cómo es la cirugía refractiva con láser?

Se trata de una cirugía que, aunque es indolora y muy rápida, exige la colaboración minuciosa del paciente, quien deberá mantener su mirada fija en la luz del microscopio. Se realiza con gotas anestésicas y en tan solo 5 o 10 minutos el paciente podrá marcharse sin necesidad de usar parches y sin perder la visión del ojo intervenido.
A pesar de todo, se recomienda que el día de la intervención se vaya acompañado a la cirugía y no se realicen las actividades habituales. La operación se puede realizar en ambos ojos en el mismo día, evitando así tener que pasar dos veces por quirófano.
El nivel de satisfacción es muy alto. La cirugía refractiva láser es una solución que proporciona muy buenos resultados visuales y no presenta apenas riesgos, ni complicaciones. La sequedad del ojo es el efecto secundario más común, pero se soluciona con gotas lubricantes. Suele desaparecer al cabo de unos meses.
Si quieres recuperar tu vista y olvidarte de las gafas, contáctanos en el 93 418 67 89 o en info@garciadeoteyza.es. También puedes reservar una cita directamente desde nuestro apartado web de contacto.